Traductor

domingo, 12 de mayo de 2013

Mirar al frente

"Cuando era pequeño..." ¿Cuantas veces has dicho o pensado eso? ¿Decenas, centenas de veces verdad? Es ahí cuando reflexionas en lo que pensabas entonces, en lo que piensas ahora y en como pudo cambiar tanto la historia de una misma persona. Hoy me he hecho esa misma pregunta. Lo he dicho demasiadas veces y en ningún momento había pensado como lo hago ahora. 
Verás. Cuando era pequeño, como todo el mundo, tenia mis pequeños sueños como que ser de mayor, donde iba a vivir y con quien. Soñaba con surcar los cielos en un gran pájaro de hierro, en llegar a la casa más bonita de la tierra frente a una playa paradisíaca y estar con aquella niña que me gustaba desde siempre. Fue el destino el que quiso que no pueda sobrevolar las nubes como quería, que me alejase de aquella niña y ver realmente lo difícil que es tener una casa así. 
¿Debería estar decepcionado como mucha gente? Yo creo que no porque en el fondo también se que lo veíamos muy lejos y no nos preocupábamos de si no se cumplía, tampoco teníamos problemas verdaderamente importantes, pero entonces eran importantes. Cuando creces algo más le das vueltas a otras cosas más relevantes realmente, pero con los ojos puestos en que algún día existirá, por ejemplo, una hipoteca. 
Lo que quiero decir con esto es que no cambiamos realmente. Siempre vamos a estar preocupados por algo, siempre tendremos de poco a mucho estrés, pero si en algún momento piensas: "cuando era pequeño.." para decir que antes estabas mejor porque vivías más despreocupado párate a razonar que entonces si que te preocupabas. Siendo así ¿No cres que el día de mañana dirás que a día de hoy todo era mejor? 
Si consigo que lo veas como lo veo yo ahora mismo te darás cuenta de que si solo vemos atrás nunca nos daremos cuenta de lo que realmente tenemos. De que siempre habrá momentos peores y tiempos mejores, pero la felicidad y la tranquilidad radica en el momento y no la podemos dejar escapar. Vive el día y aprovecha cada época, cada oportunidad y si te arrepientes de algo que sea de tus errores y no de no haberlo intentado con todas tus fuerzas. Si fracasas que sea porque lo diste todo. 
Desde mi ignorancia, juventud e inexperiencia en la vida creo que es un pensamiento que todos deberiamos tener de vez en cuando. Si no llegará un momento en el que miraremos atrás y nos arrepentiremos.