Traductor

martes, 27 de agosto de 2013

El pueblo es quien gobierna

¿Qué es la democracia? Según la Wikipedia, la democracia es una forma de organización del Estado en la cual las decisiones colectivas son adoptadas por el pueblo mediante mecanismos de participación directa o indirecta que confieren legitimidad a sus representantes. Entonces como yo, mucha gente se preguntará porque el amigo Rajoy y sus secuaces hacen lo que a ellos les venga en gana. Nos bajan los sueldos, nos suben los impuestos, nos privatizan cosas, nos dificultan ser alguien en la vida, en tener un futuro... Sin embargo, ¿Qué hacemos nosotros? NADA. Sólo somos los cuatro personas las que luchamos para recuperar lo que nuestros abuelos consiguieron. Lo que quieren es que curremos como chinos con ojos abiertos como ya dijo el grupo La H Suena. Nos prohíben todo, quieren convertirnos en sus marionetas. Abramos los ojos, apartémonos de las tecnologías, dejemos el WhatsApp, el Line, el Tuenti, el Facebook, apagemos la TV y pongámonos a pensar. En la democracia manda el pueblo, no unos ladrones que sólo quieren separar más los niveles estamentales, porque lo que están haciendo es aumentar la diferencia entre ricos y pobres. ¿Enserio vamos a permitírselo? Tenemos qué levantarnos del sofá y dejar las cosas claras. Queremos que mande el pueblo, pero si sólo vamos a las manifestaciones para la foto, mal vamos. Tenemos que ir para adelante. "Es que vienen a pegarnos los antidisturbios" dirá alguno. A todos aquellos que piensan eso, me gustaría decirles que como mucho son 100 antidisturbios, en cambio, son más de 1.000 manifestantes, ¿Me vais a decir que pueden con vosotros? Os aseguro que si ven que todos van a por ellos, salen corriendo despavoridos, pero para ello tenemos que ir todos. Abandonemos el sofá, salgamos de casa y vayamos a defender lo que es nuestro, porque el poder pertenece al pueblo, no al "amigo" Rajoy y sus secuaces. El pueblo unido, jamás será vencido.

sábado, 24 de agosto de 2013

Infidelidad

Todos hemos vivido o conocido de una historia de infidelidad. Historias en las que aún amando con todo nuestro ser, dando todo lo que un ser humano puede dar, jamás olvidando un cumpleaños ni fecha importante, siempre atentos y enteramente entregados, se sufre de una infidelidad. Entonces nos preguntamos: ¿Qué falló en mí que buscó a otro? Son preguntas que no tienen respuestas porque sólo el corazón de la otra persona puede darlas a conocer, y eso no ocurrirá. Es muy doloroso cuando suceden estas situaciones, sobretodo si sabes que diste todo de ti mismo por tu pareja. Hay cosas que duelen mucho, son como espadas, y una de ellas es la infidelidad. Una vez que sucede, ¿cómo recoges los pedazos que quedaron regados por el camino? Sólo el tiempo puede ayudarte, es un luto que llevas muy dentro de ti y que sólo tú puedes superar. No existe una varita mágica que te pueda borrar ese dolor. Sólo nos queda dejar que transcurra el tiempo mientras nuevamente tratamos de levantarnos. No es fácil, porque la dolorosa experiencia nos hace dudar de cualquier persona que se nos acerca. Es incluso posible que una buena persona que merece ser amado se nos acerque, pero estamos tan dolidos que no resulta fácil cambiar el chip y volver a comenzar. Todos recomiendan no buscar pareja en ese momento de dolor, porque es cuando más sensible está tu corazón. Estás tan vulnerable que crees que cualquier cosa te servirá para olvidar, pero te equivocas. Debes quedarte en silencio, meditando, tomando esto como un luto que llevar hasta que vuelvas a ver la luz del sol, pero el proceso es difícil, y en momentos recordando la traición desearías no vivir ni hacer nada. Dios siempre está detrás de todos nuestros conflictos interiores, pide ayuda, no te quedes solo, pero no te vayas con la primera que te dice cosas bonitas, porque será un error y te darás cuenta con el tiempo. Espera tranquilamente que llegue la persona adecuada a tu vida, te volverán a dar ganas de amar, volverás a ver que los días tienen colores y no son en blanco y negro como los ves ahora. Ten fe, pide a Dios que te de serenidad y que sepas mirar bien a quien le darás de nuevo tu corazón y tu fidelidad. Son tesoros muy preciados, no se lo entregues a cualquiera, tú vales mucho y tienes derecho a amar y ser amado tal como eres. La infidelidad es algo muy triste tanto para quien la comete como para quien la recibe, porque no se puede tener paz en el corazón sabiendo que destrozaste otro, aunque siempre hay excepciones de los que la cometen que no les importa el hecho de haber roto un corazón.

viernes, 23 de agosto de 2013

¿Nueva reina? Puede ser

Un día te despiertas con esa ilusión que jamas pensaste sentir, te levantas pensando en aquella persona y no sabes porque esa persona esta las 24 horas dentro de tu cabeza, ahí te das cuenta que todo cambio que lo que decías “el amor no existe”, “nunca me voy a enamorar”, “el amor no es para mi”, eso ya no existía para ti, esa persona comenzó hacerte ver las cosas en color de rosa, a decir que el amor si existe, que ese nunca me voy a enamorar ya se lo llevo el viento, y que el amor si era para ti, y de repente todos tus miedos te recorren el cuerpo y es cuando te preguntas ¿Me arriesgo o no me arriesgo? Intentas negarlo, pero no puedes te das cuenta que todo había cambiado que serias capaz de arriesgarlo todo por aquella persona, que esa persona te hizo ver las cosas al revés que ha echo un mundo mejor para ti.

jueves, 22 de agosto de 2013

Gran mentira

El amor verdadero no existe. Es una patraña inventada no se sabe muy bien por quién. Creemos que estamos enamorados pero es tan sólo un momento pasajero, que nos hace creer que realmente existe, pero no... El amor se acaba, el amor se muere; a veces lentamente otras, sin embargo, cae sobre ti el desamor de manera fulminante.
Si tenemos en cuenta la intensidad del dolor posterior, hay quien dice que cuanto más duele más verdadero era. Yo creo, por el contrario, que cuanto más duele más engañado estabas de lo que te hicieron sentir. Te hacen creer que te quieren, te miran como si fuese así, te tratan cómo si fueses importante, pero no... Solamente es un juego, nada más, y el más débil es el que acaba perdiendo. Lo importante es saber salir del estado de tristeza al que te ves sometido. Es duro, a veces muy duro, incluso puede que necesites ayuda para ello, pero te ayuda a aprender la lección: Enamorarse es en muchos casos, una de las peores cosas que te pueden pasar en la vida. El verdadero amor no existe...

sábado, 17 de agosto de 2013

Lo que quiero

Quiero ser esa con el que sueñas todos los días, el que deseas tener a tu lado, el que comparte tu otro lado de la cama, el que duerme contigo apoyada en mi pecho cada noche. Quiero ser la primera sonrisa que veas al despertarte, quiero darte ese primer beso todas las mañanas. Quiero ser el que comparta contigo tus mejores momentos, y el hombro en el que te apoyes en los peores. Quiero que todos los te quiero que salgan de tu boca, sean para mí. Quiero pasar cada navidad a tu lado, quiero celebrar cada fin de año juntos y comenzar cada año mejor. Quiero ser el chico que te deje una rosa por cada San Valentín. Quiero recorrerme el mundo contigo. Quiero pasar veranos inolvidables a tu lado. Quiero poder besarte, acariciarte cada vez que quiera. No quiero echarte de menos nunca. Quiero que juntos hagamos un "Nosotros".

jueves, 15 de agosto de 2013

Atados a la tecnología

Dentente durante un instante. Cierra los ojos e imagínate un mundo sin redes sociales, sin televisión, sin móviles, sin internet, sin tecnología. Es extraño imaginárselo, pudiendo llegar a ser difícil e incluso en algunas personas imposible. ¿A qué se debe esto? Muy sencillo. Somos unos adictos a la tecnología. No sabemos estar sin ella. Ahora la felicidad se alcanza cuando te regalan un teléfono nuevo y de alta generación. El mundo a cambiado, la gente, sus hábitos, etc. No sabemos vivir sin la tecnología. Este mundo cada vez se está atando más a la tecnología y dentro de poco, no sabremos vivir si no tenemos algún aparato tecnológico cerca, como una televisión, un teléfono, o un simple reproductor MP3. El que avisa no es traidor...

Ser como eres

Que le den a las opiniones de la gente sobre tu vida. Que le den a las falsas amistades que un día dejaron ver realmente lo que eran. Que le den a los falsos amores que jugaron contigo. Que le den a los que te critican por hacer lo que quieres y no lo que te digan los demás. Que le den a los que te decían que le importabas y te daban la patada a la primera. Que le den a los que tienen el orgullo suficiente para no perdonar a alguien a quién quieren. Que le den a las malas caras cuando hay gente que está mucho peor. Que le den a las buenas caras a la gente que no se lo merece. Que le den a las personas que ponen palabras en tu boca que tú nunca dijiste. Que le den a las personas que nunca quisieron solucionar un problema contigo. Que le den a todo eso y sé feliz con las personas que de verdad te quieran por como eres, y no por quién eres.

miércoles, 14 de agosto de 2013

Soy infantil por algo

Y dirás que parece que tengo tres años, y te preguntarás el como teniendo dieciocho soy tan infantil. Pues bien, aquí tengo la respuesta: Me paso la vida riendo y haciendo el idiota precisamente para evitar amargarme como vosotros, porque puede ser que este triste y tenga un problema muy gordo, pero créeme que si te ríes, si aunque solo sea físicamente tú eres feliz, poco a poco se va contagiando a tu interior y hace que se te olvide ese estúpido problema. Precisamente soy feliz, precisamente parece que tengo tres años, precisamente soy infantil, para evitar sufrir, porque cuando te hacen mucho daño vas aprendiendo y eligiendo uno u otro camino. El primer camino es cambiar, aprender a aparentar ser fuerte y ya no volver a confiar en nadie. El segundo camino, y el que yo he elegido, es el de reírse de todo, eso, precisamente es lo que más jode a la gente que te quiere hacer daño, verte feliz, ver que no te importa nada, que tu eres feliz diciendo lo que piensas, vistiendo como quieres y cantando en alto y que por más que ellos digan, tu vas a seguir haciendo eso, y cuanto más hablen de ti, cosas más disparatadas pensarás, ropa más colorida llevarás ymás  alto cantarás. Esta es la verdadera manera de ser feliz.

martes, 13 de agosto de 2013

Yo también se hacerlo

¿No te cansas de hacer daño a los demás? ¿No te cansas de ser como eres, de que nadie más que tu sea capaz de soportarte? ¿No te cansas de darle la espalda a los demás, de poner sonrisas falsas en tu cara, de insultar, de fingir? ¿No te cansas? Al parecer no, quizás es que eras a sí desde el principio y no me di cuenta, quizás por eso no eres capaz de mirarme a los ojos, quizás te da envidia mi felicidad, a veces fingida, pero para ti felicidad al fin y al cabo. ¿A caso, la soledad que tu misma te buscaste te ha hecho aún peor persona, si es que eso es posible? No sé, me das pena, me das lástima. Porque yo conocí a una persona diferente, o creí conocerla. No soy perfecto, yo también fallé, pero a diferencia de ti, mis puñaladas fueron frente a frente, no por la espalda, y luego las reconocí, rectifiqué mis errores. Eso es lo que tu haces, esperar a que aquel que te ayuda y que te quiere se de la vuelta, para darle un palo que lo deje destrozado, y luego no admitirlo hasta el final. Ten cuidado, no juegues a manipularme, porque quizás yo sepa jugar mejor que tú. Ten cuidado, no te des la vuelta, porque quizás te dé una puñalada por la espalda, al fin y al cabo, lo aprendí de ti.

Pensar mucho duele

Piensas: "Empezamos mal". Pensar es bueno, pero demasiado tiene consecuencias catastróficas. Pero eso pasa siempre. Deprime, o te hace replantearte lo que tenías por seguro. Y luego están los sentimientos. Eso que nos destruye sin que lo queramos. En realidad no sirven de nada. Como me dijo alguien alguna vez, "El amor, cuando se demuestra, muere." Y es la verdad, por ejemplo, en la literatura. ¿Cuándo ha tenido éxito un amor fácil, sin problemas, perfecto? Nunca. Los líos, las dudas, el "ahora si, ahora no", eso le gusta mucho a la gente. Es natural. Pero, científicamente, el amor es otra hormona que estimula nuestro nivel de felicidad. ¿La solución? comer chocolate. El problema es cuando duele, el sufrimiento. "No me quiere, ¿por qué no me quiere?" Todos, en algún momento, hemos sufrido de amor. No nos morimos por ello, y toca asumirlo, de vez en cuando quejarse y fin. Y quien cambie para gustar a los demás, es porqeu carece de personalidad, algo típico en los tiempos que corren... El mérito es de quien tiene el valor de decirlo, de admitirlo, de no tener miedo a la derrota, de quien no cambia por nadie ni se vende por cualquiera. Las cosas hay que pensarlas. Pero no mucho, no vaya a ser que duelan.

Se acabó el combustible

Las cosas ya no van como antes, se están apagando, lo sabes, lo sé. Ahora me pregunto que hice mal y que hice bien, íbamos rápido, a toda hostia y, o frenábamos o nos comíamos cualquier obstáculo del camino, y aún sabiéndolo, nosotros seguíamos corriendo. La gasolina se ha agotado y todavía queda mucho viaje, Ahora que esto se ha parado, solo nos quedará salir y empezar a andar, tú por tu camino y yo por el mío. Ha sido un viaje corto pero intenso, con subidas, bajadas, hemos visto paisajes, hemos llorado y hemos reído, hemos hecho una pequeña obra de arte preciosa, y como toda buena obra de arte, se recordará durante toda la vida en este museo particular llamado corazón. Te prometo que seré feliz, prométeme que tu también lo serás, y que cuando algún día nuestros caminos vuelvan a encontrarse, me mirarás, me saludarás y pensarás: "No ha cambiado, es el chico del que me enamoré, el copiloto mas efímero e intenso que he tenido".

domingo, 11 de agosto de 2013

El paso del tiempo...

El tiempo pasa, quieras o no. Los días van escurriéndose por el calendario y, aunque parezca mentira, las heridas cicatrizan. Hoy, casi año y medio años después de conocerte y cerca de los 6 meses sin ti, te recordé durante un dia entero por culpa de mis textos. Si no fuera por ellos no estaría escribiéndote esto.
Fue una pena nuestro final, que no hayas llegado a leer todo lo que te he escrito ni comprender cuánto te amé. Tuve que asumir tu decisión y matarme diluyendo cada uno de nuestros recuerdos. Fuiste papel mojado, cariño, y yo no lo supe ver. Confío en que cuando esta etapa finalice, el tiempo me borre de ti, te borre de mí, siguiendo senderos paralelos sin vernos nunca jamás. El primer mes ha sido lamentable, y me arrastré muchísimo en orden de retenerte un minuto más. ¡Cuántas horas malgastadas imaginando el marrón tierra de tus ojos bajo el verde hierba de los míos! Lloré tanto por tu pérdida aún sin haberte casi tenido...
Que importante fuiste y serás siempre en mi vida, y que trágico será el no volvernos a ver... Quizá algún día coincidamos de vacaciones, y, ya casados, con pequeños trozos de nosotros en cuerpos de niños correteando alrededor, podamos mirarnos una vez más a los ojos y recordemos la antigua conexión. ¿Habrás olvidado tu herida? ¿Habré superado tu adiós? Solo quiero que, en algún momento, podamos mirarnos sin sentir rencor, porque aunque ya no hay amor, siempre habrá cariño, y, por supuesto, ya tienes mi perdón.

Saber renunciar

Hay veces que hay que aprender a renunciar a cosas importantes para ti, aunque no hayan llegado ni a ser .
Ahora se que hay personas que no podré olvidar, personas que pasan contigo de verdad los malos momentos, personas que te pueden ver llorar horas y horas y aun así te dan otro abrazo cuando te vuelve el llanto, personas por las que harías cualquier cosa, personas a las que les debes el mundo y ellos te los darían el mundo a ti... Pero por alguna razón, se ha de ser fuerte, y renunciar a ellas, por mucho que duela.

sábado, 10 de agosto de 2013

Vuela, eres libre

Mañana me iré de aquí, te dejarú ir y me iré lejos, como dije algún día que haría. Escucharé a esa voz en mi cabeza que me dice que no somos buenos, pero esta noche te daré la última oportunidad, te abrazaré fuerte en mis brazos, olvidaré todo lo que nos hizo mal, somos como fuego y gasolina. No soy bueno para ti y no eres buena para mi, solo nos provocamos lamentos y lágrimas, pero hoy te amaré como si luego no quedará nada.
Mañana seré mas fuerte, no me romperé y te llamaré de nuevo cuando mi corazón se muera por ti, no me creerás, pero cuando pasé por tu casa, no pararé, por más ganas que tenga. Cuando estamos bien sabes que estamos genial pero hay mucha tristeza para nosotros y terminaré volviéndome loco, más de lo que ya estoy. Necesitas amor pero yo no podré darte lo que mereces, se que eres fuerte, me iré pero siempre pensaré en ti y en nuestros bellos momentos, haré todo lo posible por seguir adelante, si estás de acuerdo quedaremos como buenos conocidos, no te dejaré sola pero de esta manera nos lastimamos mutuamente.
Mañana huiré del amor, huiré con mi corazón, se que quedaré solo entre estas cuatro paredes llenas de recuerdos pero se que será lo mejor. Cuando el día termine te recordaré con alegría por lo vivido pero no volveré atrás, mis demonios no me dejan en paz, es la revolución de mi mundo, cuando me llames estaré ahí, pero será solo para brindarte mi apoyo.
Realmente se que sufriré con nuestro fin, pero aunque no paré de llover no me arrepentiré, se que no será fácil y se me hace doloroso saber que estarás sola, que nuestras sombras ya no formarán una sola, pero en este momento siento que no hay un futuro en nosotros, debemos ser fuertes, se que estoy dejando ir a mi otra mitad, necesitaré ayuda para pelear desde aquí ya que nunca aprendí a estar sin ti. Se que no será fácil, estaré solo a partir de mañana pero el ayer es historia y mañana es un misterio.
Mañana te dejaré que vueles libre lejos de mi, lejos de todo... Todo lo que nos hizo mal en algún momento.

viernes, 9 de agosto de 2013

Antigua adicción

Siento la necesidad de tocar tus manos, ver tus ojos, poder abrazarte, respirar el agradable aroma que desprendes... Hace más de un año que te conocí, y te has convertido en mi droga. Si, soy feliz cuando no estoy contigo, pero lo soy más cuando estoy contigo. Sólo en recordar las tardes que pasamos juntos, se me anima hasta el día más triste. Me hace ver un rayo de luz hasta en el día más nublado. Gracias a ti me convertí en algo nuevo. Me centré en lo que tenía que centrarme, pero también me di cuenta que perderte, me estaba deteriorando poco a poco. Estamos en verano, y los días son muy largos. Tengo que reconocer que puedo estar sin ti. De hecho tomaste una decisión hace no mucho, y no creo que vuelvas más, pero... ¿Por qué rallarse? No vale la pena. Si no quieres volver, es tu decisión. Allá tu, no te voy a obligar bajo ningún concepto. Ahora mismo puedo decir que soy feliz, que eso no quita que te eche de menos algún que otro día, porque lo hago, pero soy feliz. Estoy haciendo mis propias canciones. Ya tengo 2 terminadas completamente, y tengo otras 2 a medias. No las publicaré ni las pondré en ningún sitio, porque es algo que se va a quedar para mi, como recuerdo de todas las veces que me apoyaste a seguir con la música cuando lo quise dejar. También tengo este blog, que es muy posible que hasta dentro de mucho tiempo no dejaré de escribir, porque tu me apoyaste para que siguiese con el, y no le cerrase nunca. Que decir sobre todo el apoyo que me has dado, y sobre el haberme aguantado... Porque aguantarme a mi cuesta bastante, y sino, que se lo digan a mis padres y mi hermana. Personas a las que le debo también mucho, pero que ya les dedicaré la entrada que se merecen dentro de un tiempo. Pero hablando de ti. Tu has sido mucho para mi, y lo sigues siendo, sin embargo, no te puedo obligar a que vuelvas, pero sólo te digo una cosa: Si vuelves, que sea para que seamos felices de nuevo, y si no vuelves, te deseo lo mejor, y ojalá nunca te encuentres en la situación que estuve yo, porque no es nada agradable.

jueves, 8 de agosto de 2013

Asesinatos del avance

El WhatsApp ha matado a los SMS. Es cierto que el WhatsApp es rápido, fácil, instantáneo... Pero... ¿Dónde queda la esencia del SMS? ya no es lo mismo cuando un amigo te felicita por tu cumpleaños o tu pareja te manda un mensaje bonito, ya no es único. El SMS te sorprende, perdura, puedes releerlo una y otra vez y recordar ese mágico momento, en cambio, por WhatsApp pierde la magia, pues cada mensaje es un mas de un montón de mensajes sin aspirar a ser especial.
Parece una tontería, pero hay costumbres que pueden llegar a ser especiales que se pierden con el paso del tiempo y la evolución de la tecnología. Sí, es bueno el avance tecnológico, pero no perdamos las viejas costumbres. Yo prefiero ver las fotos en papel, en un álbum, es la manera mas perdurable de conservarlas, y con el paso de los años encuentras el álbum lo abres y empiezas a revivir todos esos mágicos momentos con esas personas que te rodeaban y que quizás te siguen rodeando, sabiendo que estuvieron o que siempre han estado ahí compartiendo buenos momentos. Cuando suena tu canción favorita en la radio suena más bonita y mejor que cuando te la descargas y la escuchas una y otra vez, porque cuando enciendes la radio y suena tu canción, te sorprende. ¿A quién no le gustan las buenas sorpresas? A mi me encantan esos pequeños detalles, esa esencia de lo que fuiste, de lo que eres, grabada permanentemente.

Principio y final

Si.
Si crees que has entrado a un lugar mágico lleno de laberintos y tramas que te atrapan los sentidos, lee el final de este texto.
Si piensas que vas a encontrar respuestas a las dudas de su existencia, lee el final de este texto.
Si llegaste de casualidad a leerme y esperas ser animado por un texto que hasta ahora parece rebuscado y a medio escribir, lee el final de este texto.
Si por esas cosas de la vida que solo la locura puede explicar, te ha llevado a pensar que tengo algo interesante por decirte, lee el final de este texto.
Si esperas ser sorprendido con una genialidad en el último momento cuál conejo sacado de la chistera, no pierdas tu tiempo, lee el final de este texto.
Si crees que es demasiado simple decir: "lee el final de este texto" y la desconfianza te hace intuír que algo me traigo entre manos, solo te voy a decir jaja y sugerir que leas el final de este texto.
Pero...
Si crees que soy un mentiroso, y sabes que mi ego deshoja margaritas esperando que los designios cósmicos te traigan hasta mis letras, entonces relee el principio de este texto.
Si has pensado que puedes llegar a... No sé... Tal vez, encontrar un abrazo, o una sensación de sincero abrazo textual que atraviese el mundo hasta tus tristezas, no lo dudes, relee el principio de este texto.
Si el final de este texto es una constante en tu vida y necesitas más cosas positivas en tu vida, entonces por esta vez, relee y roba para tus días el principio de este texto.
Porque suponiendo que todo tiene un principio, que todo tiene un final, quiero creer que este texto no lo tiene... Pero aún así, como el principio dicho en pocas letras, te puede dar vida y sonrisas, seguramente muchas de las puertas que se te han cerrado, depresiones que se han despertado y las historias que no se han podido escribir, comenzaron con unos labios diciendo...
No.

Luchar por nosotros

Cuando la realidad te supera... Cuando no hay un túnel que parezca tener una salida clara...
Cuando crees que vives en una mentira continua, y que nadie está a tu lado para decirte: Yo te entiendo y esta mierda es lo que nos va a unir, tranquilo que dios aprieta pero no ahoga, que de todo se sale y yo te voy a acompañar para salir de esto contigo.
Me pregunto si quedará gente así, dispuesta a dar la vida por otra persona, también me pregunto dónde estará esa gente, porque aunque te tengo a ti , parece que a veces te escondes y te olvidas del mundo, me prometes tantas cosas que las que te dejas son las más importantes...
No quiero nadie que me prometa el cielo ni las estrellas, no lo necesito... Quiero que me abraces y me susurres que todo irá bien porque te vas a dejar la vida en ello y si es así, yo también lo haré.

miércoles, 7 de agosto de 2013

Sentimiento real

El tiempo otra vez nos demuestra que no cura heridas.. No nos cura de esos sentimientos que alguna vez nos hicieron mal, simplemente nos demuestra que podemos vivir sin esa persona, sin aquella figura que nos había hecho sentir cosas inexplicables, es el simple hecho de levantar la cabeza y decir: Hoy yo puedo seguir adelante. Sabiendo que todavía te duele su partida... Obvio todavía nos preguntamos pero... ¿Por qué te fuiste?, nadie nunca te lo responde, solo son más y más mentiras. ¿Para qué te mienten? Si tarde o temprano descubres las verdad, descubres que te hicieron daño, que te dolió tanto... Empiezas a odiar, empiezas a darte cuenta de que tan fuerte eras capas de llegar a ser. Hay valientes que si saben como decir : "Te quiero", sintiéndolo verdaderamente, saben que primero tienes que mirar a los ojos a quién se lo quieras decir, separas tus labios, sonríes, sientes dentro tuyo todo el sentimiento que tienes para decir... Todo lo que sientes, porque ya es tiempo de sacarlo afuera... Sabes que es el momento, le agarras las manos, miras fijamente y lo sueltas todo..

No es por ti

Una noche más con los ojos como platos, reiterando pensamientos, tropezando en recuerdos y recibiendo las postales más bellas cortesía de mi memoria. Cada cierto tiempo me permito el pecado de pensarte, de esbozarte en mi almohada, de extrañarte quizás. No es por ti, es por las sensaciones que salieron contigo por la puerta y no han hecho amago de volver. Me esposaste y te llevaste las llaves, sin ningún pudor, me dejaste indefenso en medio de la confusión, sin saber qué reparar ni por dónde empezar.
Y ahora la idea de apostar todo a un número provoca escalofríos. No tengas en cuenta la hostilidad de mis latidos, ni tan siquiera la indiferencia de mis labios, perdóname las caricias que no te he dedicado y obvia lo efímero de mis miradas, es que aún me intimida mirar de frente al amor.
Entiende que dependo de un tictac, de un regreso, de unas ilusiones que de momento no se han detenido ante mi portal. No es por ti, es por esas sensaciones que aún se muestran perezosas y escépticas.

Confesiones del loco

Mis pasos resonaban en la calle. Llovía, como lo había hecho estas ultimas semanas. No veía a nadie, todos se refugiaban en su confortables casas, acurrucados unos con otros hablando esperanzados sobre un futuro cercano. Podía ver sus siluetas en las ventanas. Niños abrazando a sus madres, parejas unidas por un fino hilo...eso no era para mi.  La lluvia era cálida en en esos momentos. No tenía nada que me atase. No quería engañarme. Todo era demasiado efímero, siempre he sabido que hay que dejar ir a lo que se quiere. Solo eramos yo y la noche, bailando en soledad por ese mar de engaños. Me senté en un banco, me ajuste la sudadera y me quité el gorro. Miré al cielo para poder sentir las gotas de lluvia en la cara. El cielo era tan oscuro, parecía tan mágico. No podía creer que la gente estuviera encerrada en su casa, buscando algo que los haga sentir plenos, cuando la vida estaba ofreciéndonos su esencia. Todos estaban tan confundidos, tan perdidos que no pude evitar reírme.  Mis carcajadas resonaban por todos sitios, pero no podía parar.
La gente empezó a asomarse por las ventanas, espantados por aquel loco que se reía solo en la noche.
- ¡Qué miráis tan asustados señores! ¿Creéis que solo soy otro loco? ¿Como podéis pensar eso? ¡Vosotros estáis locos! ¡Vosotros sois los únicos pirados de aquí! Pero seguid pensando lo contrario por favor, ¡Os invito a perseguir sombras el resto de vuestra vida! Podes seguir caminando por estás calles ansiosos, inseguros, ciegos, dementes. ¡Oh, por favor, no tapéis los oídos a vuestros hijos, ellos son los únicos que tienen esperanza de salvarse! Miráos, no sois nada, sois números, maquinas. Sois parte de un sistema. Un sistema que os vuelve homogéneos, os vuelve una masa. Pero no tergiversaseis mis palabras cuando habléis de esto en vuestros grupos de cotilleo ansioso, o a las autoridades. ¡No digo de prender fuego a ayuntamientos! ¡No me refiero a que tengáis que matar a la gente que os manipula desde arriba de vuestras cabezas! Nada de anarquía, os lo suplico. Pero, ¿No veis la diferencia entre ser parte del juego y saber que estás jugando en el? ¡Despertad, abrid los ojos! Abrazar la oscuridad natural, besad la desesperación. Dejad de fingir estar durmiendo, solo alimentáis el monstruo que llevamos dentro. Podéis llorar, podéis gritar, ¡Haced lo que queráis! Solo os pido una cosa, una sola cosa: Dejad vuestra inconsciencia a un lado y mirad de frente lo que hemos creado.

Y de nuevo caes

Hay amores que matan... Otros en cambio nunca mueren. La vida es así de bonita. Te pone las cosas delante y tu te arriesgas a elegir. Te dejas llevar por lo que te dicta el corazón, otras veces prefieres no hacerle caso. No le escuchas. Unas veces porque sabes que puedes sufrir, la mayoría por miedo a equivocarte.
Un día eliges, sientes algo distinto y a pesar del pasado, de los errores que pudiste cometer, de las decisiones equivocadas, de las decepciones... Tu decides compartir con una persona tu vida. Simplemente porque lo sentiste y ya esta.
Pones tus sentimientos, tus ganas, tu vida, tu tiempo, tu amor, tu confianza en otra persona... Esta vez sabes que es diferente es algo mucho más serio, es algo de verdad. Y así lo demostró las ganas y el tiempo. Y después de tanto tiempo esperando el momento llegas tocas el cielo y caes. Después de darlo todo de confiar y perder el miedo. Después de tantas promesas y tantos sueños... Caes hundido. Sin saber a donde mirar, sin saber que camino coger. Y es irónico que después de todo este tiempo sin saber que escribir, bloqueado, cuando después de tanto tragar, ese nudo se haya roto. Estés aquí... Probando y creyendo que por el único sitio que puedes contestarte a alguna de esas millones de preguntas que te caen encima cada día, es escribiendo de nuevo para intenta estar bien...

lunes, 5 de agosto de 2013

Una eterna decisión

No ha pasado una semana, y ya parece que fue hace mucho. Hoy me has hablado, aunque sólo sea para hacerme una pregunta, pero ha sido para preguntarme como estaba. Hay momentos en donde presiento que te e perdido para siempre, sin embargo, hay momentos donde siento que estas cerca, aunque no lo estés. Llegamos a un acuerdo, y como caballero que soy, esperaré a que tomes tu decisión. Ojalá no sea tarde. La cancion que empezamos, la intenté continuar, pero me fue imposible. No encuentro motivo alguno por el cual seguir con ella. Espero no tardes en volver, y que cuando vuelvas, todo sea como antes, y no se repitan los errores que cometimos ambas partes, porque entonces sería el fin de todo, y sinceramente, no quiero eso. Lo que yo quiero es que estemos juntos y felices de nuevo.