Traductor

lunes, 27 de mayo de 2013

¿Abandonar, o no?

Y ahora, cuando mi salud sufre un cambio, es cuando más necesito apoyo y comprensión, no reclamos. Necesito que me ayudéis y que estéis ahí, no que me gritéis. Me siento solo pese a estar rodeado de gente, y eso es lo peor que te puede pasar. Ya no disfruto con cosas que antes me apasionaban, es más, ya ni las hago. En la medida de lo posible y siempre respetando a la gente, intento ser algo antisocial porque sinceramente, no me apetece estar con gente que no me entiende, y prefiero la soledad... Y eso, duele. No tengo sueños ni ilusiones, vivo sumido en una culpa que me amarga día a día. Me cuesta mucho dormir, y una vez me duermo, me despierto muchas veces durante la noche, y me cuesta mucho levantarme, porque una vez encuentro el sueño fijo, no quiero volver a la realidad.  A veces, sin ton ni son, me entran ganas de llorar, y, la cosa más simple, hace que se me salten las lágrimas enseguida. No tengo nada en lo que creer, y a menudo vuelvo al pasado, buscando un poco de tortura...  No le encuentro sentido a nada, y la mayoría de veces ya ni lo intento. Estoy perdido en una niebla que me impide ver mi futuro, y me da todo miedo.  No sé cómo salir de este agujero negro, no sé qué hacer...Pero a pesar de no poder más, no puedo abandonar, hay algo que me lo impide...