Traductor

viernes, 5 de abril de 2013

Algún día volverá

Y rebrotarán musgos aletargados con mi tenue palpitar, volveré a caminar por calles perdidas grabando sus baches en mis pies encallecidos que no hacen mas que caminar sobre un antiguo camino empolvado por el tiempo que se convirtió en ceniza.
Camino solitario que extrañamente recuerdo, pues es la condena de tu ausencia, vagaría eternamente solo con la seguridad que al final veré esos ojos sobre llanuras verdes cabalgando a lomos de hermosos caballos sobre tierras fértiles, en las que poder sembrar aquellas ilusiones que me querían arrebatar.