Traductor

viernes, 25 de octubre de 2013

Juntos para siempre

Siempre e soñado con tener una princesa junto a mi, pero no una de la familia real, sino, una persona que me haga sentir especial, único, inigualable... E pasado mucho tiempo buscándola, me e equivocado muchas veces, pero después de 16 años, encontré a alguien que me hacia sentir eso. Pase los 9 meses mas felices que os podéis imaginar, pero cometió un error, algo imperdonable para muchas personas, pero mi sentimiento era tal, que no puede enfadarme. De ello me entere después de pasar medio año sin saber casi nada de ella. No había comunicación casi, ni un WhatsApp, ni una llamada, ni un SMS, ni nada... Pero todos los días pensaba en ella, en su largo pelo, sus pequeñas manos, sus ojos marrones... Cometí unos cuantos errores durante ese tiempo que casi me cuestan la vida, pero gracias a Dios, aun sigo vivo. Por las noches pensaba en ella, muchas de ellas me las pasaba llorando mirando nuestras fotos, y escribiendo Tweet's con las esperanzas de que los leyeses, aunque nunca recibí respuesta de ninguno de ellos. El tiempo paso, y yo me intentaba convencer de que ya te había olvidado, pero no era así. Mentí a mucha gente poniendo una sonrisa falsa, sin embargo, mis padres se dieron cuenta de mi estado. Solo trabajando me conseguía olvidar un poco de todo, pero me era imposible olvidarlo, en cuanto me paraba un segundo, la tenia en todos lados, en mi Twitter, en mi blog, en mis canciones... Motivo por el cual descuide mi blog, y deje la música. Mi caída era incesante. Pase de estar como nunca antes había estado, a derrumbarme cada dos por tres. Todos mis sueños se truncaron, mis espectativas para ser feliz se hicieron trizas, me aisle en casa, me aleje de la gente que de verdad me quería, y todo ello sin darme cuenta... Me desanime en los deportes... No conseguía animarme para nada, pero después de 7 meses, volví a besar los labios que me hipnotizaron, volví a notar la suave piel de tus manos acariciando mi cara, descubrí que el verdadero amor existe, confirme que estábamos hechos el uno para el otro, pues el destino nos volvió a unir. El primer beso que nos volvimos a dar fue como el primero, recuerdo que le estuve buscando durante toda la tarde, y que en el momento que menos le esperaba, nos fundimos en un beso de reencuentro, un beso apasionado. Recuerdo aquel momento como si hubiese sido hoy. Aquel beso que decía "No me vuelvas a dejar mas, porque te amo". Tu no creo que te dieses cuenta, pero mis lágrimas brotaron de felicidad, porque otra vez estaba junto a ti. Tanta noches llorando, tantas lágrimas derramadas... Aquel beso me devolvió la vida de nuevo. Volví a tener la esperanza de poder cumplir mis sueños, mis ganas de vivir se multiplicaron por infinito, pero solo me quedaba una cosa, y era volver a ser pareja. Pasaron unas semanas bastante buenas, pero teníamos nuestras movidas, es mas, parecíamos una pareja, porque quedábamos un montón, existían los celos por ambas partes, y nos tratábamos como pareja. Llego el día 30 de Septiembre, y tuve un percance en el cual pensé que no pasaba de ello, por lo que me decidí ha hablar con ella. No fue fácil, porque no sabia explicar lo que me había pasado y lo que quería, pero ella me entendió. Me dijo que no íbamos a poder pasar mucho tiempo juntos, que no iba a salir casi de fiesta, y que iba a tener que estudiar mucho, sin embargo, yo acepte porque la amaba y quería estar con ella. Y aquí estamos, juntos y felices, por lo que puedo decir que... Me volví a enamorar.