Traductor

sábado, 8 de junio de 2013

Te necesito conmigo...

Se que no soy lo mejor que te a pasado en la vida, se que no e sido lo que te esperabas, se que no te e tratado como es debido, que no he hecho más que cargarla, que siempre que había un agujero, metía el pie, y cuanto más intentaba salir, más me hundía, Peró, ¿Acaso no soy humano? Si, no e querido ser lo mejor de tu vida, sino que e querido ser algo que recuerdes toda tu vida, también se que tu esperabas algo mejor, que te tratase mejor, sin cagarla tanto como la cague, pero recuerda, soy humano, y lo que e hecho mal, no a sido a propósito. Se que aunque lo intente, no querrás volver conmigo, y no puedo hacer nada. Te voy a ser sincero, estoy enamorado de ti hasta la más mínima célula, no hay momento que no piense en ti, en tu pelo, en tus ojos, en tu aroma, en tus abrazos, en tus besos... Jamás podré olvidarme de todo el tiempo que e pasado junto a ti, y sinceramente, quisiera estar más tiempo junto a ti, se que como pareja no quieres, lo cual me jode mucho, pero si como rollo, porque al menos tendría la oportunidad de que un día, decidiésemos volver a estar juntos. Se que posiblemente la volvería a cagar, porque sabes como soy, me conoces muy bien y sabes casi todo sobre mí. Se que no vas a querer ni eso, porque soy un mierdas, un gilipollas, un estúpido, y todo lo que se te ocurra, para que engañarnos. Sólo tu me has hecho sentir como nadie y conseguiste hacer que todos mis días fuesen azules y rosas, nuestros dos colores favoritos, pero ahora todos mis días son grises, no encuentro la luz por ningún lado, y mi desesperación llega a tal punto, que estoy pensando en abandonar todos mis sentimientos, para convertirme el alguien frío. Seguramente ya sepas que estoy llorando mientras te escribo esto, pero sinceramente, es una de las pocas formas de decirte todo lo que te quiero, porque estoy hundido, no salgo del bache en el que caí cuando lo dejamos. Desde ese momento, mi vida a sido un auténtico desastre, no e encontrado luz en ningún sitio, y ahora no soy más que un estorbo en la sociedad. Estoy llorando mientras te escribo esto, retorciendome de dolor, y si pudiese hacer algo para volver contigo, me gustaría saber que es, porque por ti, daría mi vida.